Diferencia entre alimento y nutriente, con cuadro comparativo

En este artículo estudiaremos la diferencia entre alimento y nutriente, dos conceptos importantes para la salud.

Se define como alimento a aquellas sustancias que contribuyen al equilibrio funcional del organismo, debido a sus diversas características como las psicosensoriales, el valor nutritivo y la inocuidad. Otros consideran que son aquellas secreciones o tejidos, tanto de organismos vegetales como animales.

Ejemplo de estos son las raíces de tubérculos (papa), tallos (apio), hojas (espinacas), flores (de la calabaza), frutas (manzana), semillas (nueces), los huevos, la carne, las vísceras y la leche y sus derivados.

En cambio, los nutrientes forman parte de los alimentos, es decir, son las sustancias químicas usadas por la célula para vivir. Estos pueden ser compuestos químicos complejos que requieren convertirse, a través de la digestión, en compuestos sencillos para poder absorberse.

Adicionalmente, los nutrientes cumplen funciones energéticas como los carbohidratos, grasas saturadas y en ocasiones excepcionales las proteínas. También estos forman parte de las estructuras de los tejidos del cuerpo y otros son reguladores biológicos.

Otra característica que establece una gran diferencia entre alimento y nutriente, consiste en que algunos alimentos requieren ser procesados antes de su consumo, para prevenir efectos nocivos para la salud.

Esto sucede con los frijoles, que en su estado original son duros y tienen antinutrientes, por lo que requieren del calor de la cocción para suavizarlos e inactivar estas sustancias que impiden el uso de algún nutriente.

Sin embargo, la cocción de algunos nutrientes suelen destruir sus propiedades, debido a que estos son sensibles al calor. Un ejemplo, lo representan las vitaminas. Por este motivo, se recomienda el consumo de los vegetales, que son fuente de estos nutrientes, crudos sin someterlos al calor.

​Diversidad de alimentos y nutrientes

Este aspecto constituye una clara diferencia entre alimento y nutriente, puesto que existen una diversidad de tipos de alimentos, los cuales han sido clasificados en base a ciertos criterios como: las funciones que cumplen, los nutrientes que contienen, el valor nutricional y los niveles de procesamiento industrial.

Es así como pueden encontrarse en el mercado alimentos energéticos, estructurales o reguladores, de acuerdo a sus funciones. Así como también alimentos fuente, enriquecidos o fortificados dependiendo del valor nutricional.

Además de los alimentos naturales o procesados según el nivel de manipulación industrial.

En contraste, aunque existe una amplia variedad de nutrientes, estos son clasificados principalmente por la cantidad requerida en el organismo como macronutrientes y micronutrientes. Así como también por la propiedad de síntesis endógena o exógena.

En tal sentido, estas sustancias químicas pueden ser de tipo esencial o no esencial. Siendo las esenciales, aquellas que el organismo no sintetiza como es el caso de las grasas insaturadas (omega 3 y omega 6), vitaminas (excepto la D) y minerales como el calcio, hierro y zinc, entre otros. Mientras que las no esenciales se producen endógenamente, por ejemplo la vitamina D que se sintetiza en la piel, gracias al estímulo de los rayos UV del sol.

​Importancia de la diferencia entre alimento y nutriente

Conocer la diferencia entre alimento y nutriente es imprescindible, puesto que existen algunos alimentos que no tienen los nutrientes necesarios para el correcto funcionamiento del organismo. Por ende, al no consumir alimentos que contengan nutrientes esenciales, se puede producir serias patologías.

En la actualidad, los problemas más grandes de salud que confronta la población mundial están asociados a la nutrición. Tal es el caso de la obesidad en países industrializados y la desnutrición en los países subdesarrollados. Aunque, en los países en vías de desarrollo se está presentando ambas patologías.

En el caso de la obesidad, esta es provocada principalmente por el exceso de consumo de alimentos obesogénicos como las grasas saturadas, azúcares refinados y harinas, entre otros.

La desnutrición es producida por la poca ingesta de nutrientes. Por tal motivo esta pobre ingesta de nutrientes no es capaz de suplir los requerimientos calóricos y proteicos diarios. Tampoco de los micronutrientes hierro y zinc, cuyas deficiencias son las más frecuentes a nivel mundial.

Pese a lo anterior, se observa cada vez con más frecuencia la comercialización de productos alimentarios bajos en calorías o libres de grasas saturadas. También, alimentos enriquecidos o fortificados con nutrientes como vitaminas o minerales, para combatir la obesidad y ciertas deficiencias nutricionales en la población, respectivamente.

La nutrición, como ciencia, ha contribuido en el conocimiento de otras alteraciones de salud, provocadas por alimentos específicos, intolerancia a la lactosa, gluten, etc., lo que ha conllevado a la personalización de la nutrición, adecuándola a las necesidades de cada individuo.

​Consideraciones finales

En conclusión, la diferencia entre alimento y nutriente radica en que puede considerarse a los alimentos como una mezcla de nutrientes principalmente, carbohidratos, lípidos y proteínas, que cumplen una diversidad de funciones. Y debido a que estas funciones son insustituibles, es vital que se aporten las cantidades necesarias a través de la alimentación.

Conocer la diferencia entre alimento y nutriente, así como el contenido de nutrientes de cada alimento, sus funciones y los requerimientos de nuestro organismo, contribuirá en la toma de mejores decisiones para una alimentación balanceada y una nutrición adecuada.

Es bien conocido que los alimentos son la materia prima de la cual se obtienen los nutrientes que el organismo necesita para el mantenimiento y desarrollo de las funciones celulares. Al conjunto de esos alimentos es lo que se conoce como dieta.

Diversos estudios han demostrado la necesidad de que la dieta sea equilibrada y variada. Es decir, que debe estar conformada por los distintos grupos de alimentos para mantenerse saludable, porque la dieta aporta una cantidad suficiente de nutrientes esenciales para suplir los requerimientos diarios.

Sin embargo, otra diferencia entre alimento y nutriente es que los alimentos son consumidos a través del proceso de alimentación, mientras que los nutrientes son obtenidos través de la nutrición. Por este motivo, los diversos factores que influyen en la alimentación van a incidir directamente en la nutrición del ser humano y ésta a su vez en la salud.

​Referencias

– Ascencio, PS. (2018). Fisiología de la nutrición. 2da edición. El Manual Moderno, S.A. de C.V. Ciudad de México, México.

– López, L; Suárez, M. Fundamentos de nutrición normal. Editorial El Ateneo. Buenos Aires. 2017.

– Siän Astley, Paul Finglas, Nutrition and Health. 2016. Disponible en: dx.doi.org/.

– Fundación Española de la Nutrición (FEN), 2013. Libro Blanco de la Nutrición en España.

– Otero, LB. (2012). Nutrición. 1era edición. Red Tercer Milenio S.C. Estado de México.

– Gil, A. (2010). Tratado de nutrición. Bases Fisiológicas y Bioquímicas de la Nutrición. 2da edición. Médica Panamericana.

– Gropper SS, Smith JL, Groff JL. (2009). Advanced nutrition and human metabolism. Fifth edition. Wadsworth Cengage Learning.